lunes, 8 de febrero de 2010

Breve-historia: Muerte de Descartes

Rene Descartes murió asesinado.



La muerte de Descartes, hablando mal y pronto, fue culpa de "una Hostia bien dada".

Oblaciones envenenadas con arsénico. Las ideas de Descartes eran peligrosas y no agradraban a la Reina Cristina. Así que, con las oblaciones con las que iba a comulgar Descartes le envenaron con arsénico.

No hay comentarios:

Publicar un comentario